11 de agosto de 2006

A propósito de Eternal Sunshine
“Cada setecientos años florece el laurel”
"Mi medianoche es también mi mediodía".

Eternal Sunshine, mi pelicula de cabecera hasta nuevo aviso, renueva mi inquietud por el tema del tiempo. En ella, Clementine y Joel, son una pareja que no quiere recordar y se someten, por separado, a un tratamiento (con un software) para borrar todo lo que los vincula y así ganarle la batalla hasta a sus errores. Apuestan a toaprse en la calle y no reconocerse. En el arrepentiemiento, incluso escuchan lo que dicen del otro fruto de pasiones, de rabia, esas mismas cosas que a veces decimos sin pensar, que nos gustaría tambièn borrar, pero no se puede. La responsabilidad de los actos, el derecho de decir, pero tambièn la de asumir. Y todo. Bueno, pero ése es otro tema.
Si existiera la posibilidad de borrar un recuerdo, una persona en mi vida, yo no sé si lo haría. Creo que no. Al final se trata de intertar ganarle al tiempo y tampoco creo que se pueda. Vagando por la red busqué algo de los fundamentos teóricos del tema para alumbrarme. Di con el “Eterno Retorno”. Pese a que ninguna religión ni ideología actual cree o afirma la existencia del eterno retorno, es innegable que sucede. Todo vuelve a suceder. Si esto es una pesadilla, ha de tener alguna ventaja, entonces, cuál es?.

Veamos.En occidente ha sido permanente la discusión en torno a la relación entre memoria, pasado y presente. El asunto del tiempo, la temporalidad. Algunas tribus latinoamericanas dicen que el pasado está delante de nosotros, porque lo conocemos. Entonces el futuro a nuestras espaldas. Por ejemplo, para Platón es algo así como el movimiento circular en que caen las almas. Se refería a la reencarnación? Aunque puede que no. Porque dice que es circular. San Agustín, en cambio, escribió en sus “Confesiones” que el pasado es aquello que existe en nuestra memoria.

El poeta Alexander Pope escribió:
How happy is the blameless vestal’s lot!
The world forgetting, by the world forgot.
Eternal sunshine of the spotless mind!
Each pray’r accepted, and each wish resign’d;


Traducido significa:


¡Cuán feliz es la suerte de la inocente vestal!
Al mundo olvida y el mundo la olvidó.
¡Eterno resplandor de la mente inmaculada!
Acepta todas las plegarias y renuncia a todos los deseos.
Sí, de aquí salió la frase que inspiró a Charlie Kaufman.


Y, bueno, Nietzsche que postuló la teoría del "eterno retorno", como una visión lineal de tiempo. Esta dice que los acontecimientos siguen reglas de causalidad, que hay un principio del tiempo y un fin y que vuelve a generar, a su vez, un principio. Sin embargo, a diferencia de la visión cíclica del tiempo, no se trata de ciclos ni de nuevas combinaciones en otras posibilidades, si no que los mismos acontecimientos se vuelven a repetir en el mismo orden, tal cual ocurrieron, sin ninguna posibilidad de variación. En una de sus obras (La gaya ciencia) Nietzsche plantea que también los pensamientos, sentimientos e ideas, se repìten una y otra vez, en una repetición infinita e incansable.

En sus propias palabras: “¡todo vuelve y retorna eternamente y nadie escapa!", "el principio de la persistencia de la energía exige el Eterno Retorno", "el mundo, es un círculo que ya se ha repetido una infinidad de veces y que se seguirá repitiendo in infinitum." A esta teoría le llamó “Mediodía”, de ahí la célebre frase "mi medianoche es también mi mediodía". Zaratustra descubre esta visión del tiempo y queda en shock.

De cualquier modo Nietzsche no se referiría a un resurgimiento de ideas, pensamientos, o sentimientos, sino a la repetición exacta de los acontecimientos de la vida, de nuestra experiencia. De ahí me pregunto, será por eso que hay sueños premonitorios o los deja vu?.

Mi favorito Borges también, intrigado con el asunto del tiempo desarrolló esta idea del eterno retorno en muchos de sus cuentos. Y dijo: “...No llegaré nunca al fin. No existe final”. “Ya había escuchado eso de "cada setecientos años florece el laurel", frase de la cual no aseguro su origen, pero se refiere – según entiendo – al renacer de ciertas ideas, paganas y luminosas, concepciones del mundo, cosmogonías cuya llama nunca se extingue, pero que sí parece disminuir o esconderse (pese a que estas palabras no son del todo adecuadas).”


A Osvaldo Ferrari, hablando del concepto tiempo, le respondió: “es una ambición del hombre, yo creo: la idea de vivir fuera del tiempo. Pero no sé si es posible, aunque dos veces en mi vida yo me he sentido fuera del tiempo. Pero puede haber sido una ilusión mía: dos veces en mi larga vida me he sentido fuera del tiempo, es decir, eterno. Claro que no sé cuánto tiempo duró esa experiencia porque estaba fuera del tiempo. No puedo comunicarla tampoco, fue algo muy hermoso.”

El eterno retorno es una pesadilla? Es decir, claro, una no quiere vivir mil veces los dolores, pero sí las alegrías, una no quiere perder otra vez, pero sí ganar, y así tantas cosas. Amar, sobre todo volver a amar. Según esto uno volvería a amar como siempre, pero será que la memoria, los recuerdos son los que juegan en contra, que al idealizar nos pillamos en inseguridades, es la nostalgia acaso? Será eso de: "vivamos de manera tal que deseemos volver a vivir".

No sé a quien le leí que el truco está en ser y hacer lo más cercano a la perfección, siendo insistentes, persistentes sobre todo, así, desde esa posición la puerta “de salida” al punto exacto donde se halla la salida del círculo: "el mediodía que es también mi medianoche ". la cosa es dónde está esa puerta, que es como preguntar dónde está la fe.

Y para seguir más perdida: es cosa de metas, de tener un fin, una planificación? Y no se trata del fin del pedazo de cuerda, poque sé cuál es. Lo que me intriga es: De verdad volvemos a vivir lo vivido?.

Puede ser que de verdad no somos tan dueños de escrbir nuestro futuro y me parece de terror. Y qué se hace si lo que más temes es permanecer en cierta soledad que te cae mal, que no sabes llevar, que hace que incluso te pilles atontando a las pocas neuronas que van quedando.

Recuerdo lo mucho que me molesta cuando la gente dice que no hay casualidades, que todo pasa por algo, qué?, acaso conocen el libro? O saben en qué parte del libro decía eso? O es parte que sacaron de alguna de esas frases orientales que como bien me dijo alguna vez Jugarte: creen que con una frasecita se arregla todo en el mundo. Pero este también es otro tema. Me voy a perder el tiempo.


Y ustedes, qué opinan?

26 Comments:

At sábado, agosto 12, 2006 12:51:00 a. m., Blogger Ilustre hijo de la maestranza San Eugenio said...

Hoy te dejé esperando y no creo que sea el tema de este mensaje. El tema principal es declarale que la quiero musho, pero musho, en verdad musho. Por otra parte que es verdad que no podemos manipular el tiempo, pero si lo que queremos de nosotros mismos.
Le rindo un homenaje a su lealtad como amiga y le sugiero paciencia a este personaje que cambia tan rápido de parecer.

Comparto su identificación con esta peli, pero quiero acentuar en los personajes, lo bello de ellos es saber lo humildes que son con su alma (uno el concepto de Aristteles).
No pueden malipular lo que son y menos lo que se siente cuando se siente.

salud, me estoy tomando un martini seco.

ufff mañana tengo una moda de esas con Beatriz Vicencio.
Me pregunto si no sería mejor matar a Beatriz Vicencio

 
At domingo, agosto 13, 2006 6:43:00 p. m., Blogger gonzalo said...

c{omo floreciste con tantp esplendor?

 
At domingo, agosto 13, 2006 10:27:00 p. m., Blogger El Rajá Rafa said...

Para mi eso de esforzarse por ser lo mejor posible suena a una buena opcion, pero me pregunto si acaso al mismo tiempo no estamos definitivamente determinados a ser lo que eramos, segun esto todo se repite, entonces, desde que edad hay que empezar a ser perfecto para tener una vida perfecta? O entendi pesmo??

Abrazotes enormes, RAFAEL

 
At lunes, agosto 14, 2006 12:42:00 a. m., Blogger Juan Pablo Belair Moreno said...

Es difícil opinar después de esta marea de información... muy interesante por lo demás. Ya que llego tímido a esta casa que me recuerda, solo le puedo decir que comparto con ud. el amor por ese extraordinario film y que no creo que la historia esté escrita tal cual y solo seamos parte de una secuencia que se repite iterativamente... aunque como digo solo lo creo... y eso es bastante poco.
Extraño la poesía en tu blog.

 
At lunes, agosto 14, 2006 4:57:00 p. m., Anonymous clementina-e said...

Las temporalidades, a veces los tiempos no calzan, no calzaron y ahi andamos, a tumbos, a duras penas, pero aprendiendo a sonreir y ser alegres cuando no se puede. Como siempre, el asunto va por dentro.

 
At lunes, agosto 14, 2006 8:09:00 p. m., Blogger Marce said...

Eterno resplandor...es una de las películas de aquellas, de esas que removieron mis estructuras y está analógicamente citada en un capítulo de mi vida. En esos capítulos donde nos damos cuenta que no hay posibilidad de borrar y que cada capítulo construye parte de tu historia.
Fui a tu música tb. y compartimos el gusto por el tremendo Pedro Aznar.

 
At martes, agosto 15, 2006 8:14:00 p. m., Blogger Luz Estevez said...

Yo me animo a decirte que para mi las casualidades no existen, yo creo en las causalidades.. todo tiene un porque, una causa. Creo sinceramente que todo pasa por algo, me gusta pensar asi. Hay gente que toma esa frase como consuelo ante una derrota, pero yo no. Yo antes de perder sinceramente agoto las posibilidades, me gusta tratar y tratar, y cuando veo que mi esfuerzo no es suficiente o no sirvio, ahi recien digo "si no fue, es porque no tenia que ser". Como creo en esto, tambien soy partidaria de la idea que dice "cuando se cierra una puerta, siempre se abre una ventana". No me asusta el tiempo. Y la verdad no cambiaria nada de mi vida, ni tampoco me gustaria olvidar nada de ella.
Un beso
LUZ

 
At lunes, agosto 21, 2006 8:58:00 p. m., Anonymous Rodrigo said...

Buena la pelicula ****1/2 (Cuatro asteriscos y medios a falta de estrellas). Eso.
El analisis no se. Tengo la sensacion que te gusta algo mas a lo que escribe Gumucio, pero terminas escribiendo pal Artes y Letras. Mucho Alexander Pope, Nietzsche y, por supuesto, Borges.
Creo que teni mas talento como pa terminar citando a los de siempre.

Saludos

 
At martes, agosto 22, 2006 11:23:00 a. m., Blogger Clementina said...

Gracias por seguir "pasando" por acá. Me sorprende, en serio. Sobre la peli, 5 asteríscos es lo máximo? Si es así, por qué le quitaste la mitad???. Dicho sea de paso... todavía la estoy esperando...

:)

 
At martes, agosto 22, 2006 8:59:00 p. m., Anonymous Rodrigo said...

Espera sentada no mas.

:-P

 
At miércoles, agosto 23, 2006 12:32:00 p. m., Blogger Clementina said...

Entonces tendré que sentarme al ladito tuyo mientras esperas el "The Day Kasparov Quit"...

;)

 
At jueves, agosto 24, 2006 2:28:00 p. m., Blogger Paula Ebiru said...

oh, esa película me conmovió hasta el tuétano...
pero debo decir que la idea del eterno retorno se ha topado con mi retinas demasiadas veces este semestre. (Semestre, eso deja en evidencia que soy estudiante).
Eterno retorno my ass.
Soy una chica vulgar.

saludos,

Paula.

 
At viernes, agosto 25, 2006 10:12:00 p. m., Blogger Jorge Saavedra said...

Recientemente también dejé algunas palabras en mi guarida virtual, respecto a esta mágica película.

Recordar- olvidar- perseverar- obsesionar...

Interesantes verbos, ¿O no?.

 
At viernes, agosto 25, 2006 11:14:00 p. m., Blogger Sandra said...

Volver...regresar...repetir...tal vez sirven para rehacer, remendar, redefinir. Película de cabecera efectivamente, para dejarla en el velador, hasta la mañana siguiente (como Joel) y constatar que lo nuevo del dia viene emparejado necesariamente con lo viejo. Creo...
Muchos cariños Clem.

 
At domingo, agosto 27, 2006 1:34:00 p. m., Blogger mart said...

Interesantes tus reflexiones sobre el concepto de temporalidad,el tiempo.Es curioso pero la concepción del tiempo(en Occidente)como una sucesión lineal(pasado-presente-futuro) de acontecimientos,no fué siempre así en la historia,aunque muchos pensarán que el devenir del tiempo,no pueda plantearse de otra forma.El pueblo llano en la Edad Media,no tenía más referencia del tiempo,que la que le marcaba la naturaleza,para desarrollar sus tareas,fundamentalmente agrícolas,así pues,todo era cíclico...noche y dia,invierno y verano...vida y muerte...y vuelta a empezar,el tiempo era cíclico,circular..Gracias por tu visita Clementina,será un placer visitarte en más ocasiones,me gusta lo que he visto.

 
At domingo, agosto 27, 2006 11:18:00 p. m., Blogger Shlomit Baytelman said...

Excelente post. Me llena de inquietudes.
Gracias.


Y gracias por tu visita. Bueno el objetivo de tu compra.

Un gran abrazo.

Shlomit.

 
At martes, agosto 29, 2006 2:07:00 a. m., Blogger Alter said...

Hola Clementina. Eternal Sunshine es una de mis películas favoritas, cuando la vimos con mi novio terminamos los dos llorando a mares abrazados, jojo. Excelente Jim Carey cuando no actúa como imbécil.
Oye, en tu comentario en mi blog me cuentas q hay unas encuestas pa contestar en el tuyo pero yo no encuentro nada! 'Onde están?
Saludos y gracias por la visita.

Alter

 
At martes, agosto 29, 2006 8:26:00 p. m., Blogger Clementina said...

Hola Alter, acá están las encustas:
http://clementinesky.blogspot.com/2006/05/otra-pregunta.html

http://clementinesky.blogspot.com/2006/02/una-pregunta-los-hombres-que-leen-este.html

Salu2 a Ego,
Clem

 
At miércoles, agosto 30, 2006 6:02:00 p. m., Blogger V i l l a v i c e n c i o said...

Estimada: te invito a conocer y presentarle a tus congéneres el blog de nuestra Revista Descontexto (http://descontexto.blogspot.com), si es que llega a ser de tu agrado, claro está. Cariños y mucha suerte.

 
At jueves, agosto 31, 2006 5:15:00 p. m., Blogger Juan Pablo Belair Moreno said...

¿y?

-atención - atención - atención

su blog ha quedado condicional por no postear hace demasiado tiempo para necesitados deambulantes como yo

 
At viernes, septiembre 01, 2006 11:56:00 a. m., Blogger rafico said...

Cordial saludo
Sugerente y amplio tu tema.

Yo creo que lo que opinemos de ello, pasa por la limitación que nos dá el lenguaje, me explico, el tiempo, y la percepción de este es una construcción. La música sin hombre no existiría, igualmente pienso sobre el tiempo.

No niego que alrededor del tema se han hecho elucubraciones interesante y por demás, fascinantes, recuerdo que Borges, sugirió también como muta los conceptos de las cosas con el tiempo y con el uso.

Siento que lo que nos resta, es deleitarnos con las ideas y percepciones de otros, no como verdades sino como construcciones en si bellas.

Gran tema.
Un abrazo

 
At domingo, septiembre 10, 2006 3:50:00 a. m., Blogger Gisellecharri said...

Solo quiero hacer una consideración que me merece ese film que Ud. menciona,ya que es uno de mis favoritos también.
De palabras de uno de sus protagonistas,esta historia,más allá de recuerdos y no recuerdos,es sencillamente una cosa"no podemos evitar amar a quien amamos".
G.E

 
At domingo, septiembre 10, 2006 3:52:00 a. m., Blogger Gisellecharri said...

Lamento haber traspapelado mi educación...perdón por la intromisión.

 
At martes, septiembre 26, 2006 1:56:00 p. m., Anonymous Anónimo said...

El moribundo vio
Con sus ojos la muerte
Mas no tenía ojos
El moribundo sintió la fría mano tendida
Pero la vida no le alcanzaba
El moribundo entro en largo túnel
Mas nadie le indicó la salida
Los que gritan y lloran al otro lado permanecen en su locura crédulos
Los que gritan y lloran al otro lado
Permanecen
Repetirán mil veces mil el mismo error
Porque han sido condenados a vivir eternamente

 
At viernes, febrero 02, 2007 8:52:00 p. m., Anonymous Anónimo said...

I have been looking for sites like this for a long time. Thank you! »

 
At miércoles, septiembre 26, 2007 2:14:00 a. m., Blogger Roberto said...

Muy bueno esto doña Clem, me lo había perdido. Ya ve, las ingratitudes de ser ingrato.

 

Publicar un comentario

<< Home